Seleccionar página

El abogado David Calipo interpuso una acción de amparo contra las resoluciones del Juzgado de Instrucción de Violencia de Género. Argumenta que estas vulneran sus derechos y garantías constitucionales de manera «arbitraria e ilegal».

Calipo señala que la jueza Florencia Alfonso dictó medidas preventivas «de manera tardía» y sin fundamento, ya que el Ministerio Público había ordenado archivar el caso. Además, acusa a la magistrada de incurrir en un «claro abuso del derecho y desconocimiento de las reglas procesales (…) omitiendo acompañar los fundamentos de la resolución ya que la magistrada en el apuro de notificarme a penas finalizara el horario judicial omitió dar cumplimiento con su obligación y no puso a disposición de esta parte los argumentos en los que sustenta su arbitraria decisión».

El amparo se enmarca en el contexto de un conflicto anterior, ya que Calipo había denunciado a la jueza Virginia Illanes por «centenares de errores funcionales» y por tener «dictada promoción de acción penal por la presunta comisión de delitos que justifican la remoción del cargo». Illanes, en respuesta, lo contra denunció por Violencia de Género.

Calipo subraya la gravedad institucional, advirtiendo que la actuación de Alfonso podría causar «la responsabilidad internacional del Estado Argentino por el incumplimiento del orden jurídico supranacional».

Calipo pide que el Tribunal Superior de Justicia anule las resoluciones impugnadas y ordene las costas al magistrado responsable.

«El desconocimiento de la ley puede llevar a que los jueces enfrenten un juicio político por mal desempeño. En este caso, la jueza emitió una medida judicial ignorando la solicitud del Ministerio Público de archivar el caso, excediendo así su poder y cometiendo abuso de autoridad. Esto constituye mal desempeño de sus funciones», en clara alusión a que presentará un pedido de Juicio Político contra Alfonso.

Share This
×